Connect with us

CRÓNICAS

“Apología de Emilio Colón y su renuncia” – Dr. José M. Saldaña

Published

on

Por: Dr. José M. Saldaña

En un comunicado de prensa de Emilio Colón, presidente de la Junta de Gobierno de la UPR, emitido durante el día de ayer (miércoles), con lenguaje rimbombante, no es otra cosa que una mera apología por el desastre del chapucero proceso de votación instituido por él para la selección del presidente interino de la UPR.  

Señala Colón en el comunicado que, a pesar de que históricamente la Junta de Gobierno en situaciones de selección de presidente interino es quien determina directamente cuál será la persona que ocupará el interinato, ya que el reglamento solo dispone el proceso que debe seguirse para la selección de un presidente en propiedad, la Junta que él preside determinó por su cuenta implantar un proceso de consulta para que la comunidad universitaria sometiera candidatos que luego un Comité de 5 personas evaluaría, entrevistaría y sometería a la Junta sus recomendaciones.

Ese proceso ha sido un verdadero desastre que culminó el pasado lunes por la noche con la recomendación de dos candidatos, los Doctores Cesar Cordero y Brad Weiner, ambos con señalamientos de irregularidades administrativas y el primero con un señalamiento adicional del Consejo de Estudiantes del Recinto de Rio Piedras de posible acoso sexual a una estudiante.

La votación en la que se seleccionó a Cordero fue por 6 votos a su favor, mientras que Weiner obtuvo 5 votos y hubo 3 votos en contra de ambos, para un total de 14 votos. Para ser electo, Cordero tendría que haber tenido una mayoría absoluta que consistiría en 8 votos. Esto representa una elección irregular e invalida que fue protestada por varios miembros de ese cuerpo sin que allí se resolviera el asunto.

En el comunicado, el Sr. Colon señala que “si a pesar de este valioso esfuerzo, no fuera posible por esa vía la designación del presidente interino, la Junta de Gobierno tomará una decisión, como de costumbre, con relación a la persona que ocupará el puesto interinamente para garantizar la estabilidad administrativa y operacional de la institución en este tiempo tan crítico”. Esto lo dice el miércoles luego de ser electo el Dr. Cordero y de haberlo certificado el martes la Junta. ¿Qué quiere decir Colón con esto? ¿Será que se está anulando la elección de Cordero a pesar de que la Junta supuestamente lo había certificado? ¿Será que se va a seleccionar el presidente interino como se había hecho hasta entonces? Vaya usted a saber, este parece ser otro disparate más de esa Junta.

Independientemente de lo que haga la Junta con Cordero, ese organismo debe reevaluar la forma chapucera de operar y de proceder de esa Junta bajo la Presidencia de Colón, así como de si este tiene el conocimiento de la institución que dirige, el liderato y la valentía para reclamar los cambios que la institución malamente necesita.

Esa Junta debe también pasar revista de la forma y manera antidemocrática, autoritaria, anti universitaria, injusta y prejuiciada en que se trató la petición de un miembro de esa Junta. El Dr. Herman Cestero, quien pidió que se considerara la candidatura de un universitario cabal y probo como lo es el Dr. Arturo Avilés y esta fue rechazada sin más explicación de porque no me da la gana por parte de la vicepresidenta de ese cuerpo y presidenta del Comité de Nominaciones, Dra. Mayda Velasco. Ambos nombramientos le quedan grande a esta persona y debe considerar renunciar o debe ser destituida, pues no es un ejemplo de lo que debe ser un miembro de dicha junta.

Pero esa renuncia no es suficiente, pues el responsable de toda la debacle de la destitución de Haddock a la presidencia de la UPR y posteriormente por la tragedia de errores, chapusería y desaciertos cometida bajo el “liderato” de Colón para nombrar un presidente interino, deben producir también la renuncia o destitución de este.

Luego de  que Colón convocar a una reunión que, supuestamente, iba a ser un conversatorio y de rechazarse en ella -una vez más de forma dictatorial y sin explicación alguna- la candidatura del Dr. Avilés y de votar para dejar sin efecto la designación del Dr. Cordero como presidente interino por la forma irregular y chapucera en que se eligió, han surgido nuevos nombres para la presidencia interina. De estos nombres se supone que se escoja al presidente interino en reunión el próximo sábado.

Los tres candidatos que finalmente se impusieron al finalizar la reunión fueron:  Wilma Santiago Gabrielini, vicepresidenta de Filantropía; Leticia Fernández Morales, exdirectora de Presupuesto de la Administración Central; y el vicepresidente ejecutivo de Asuntos Académicos y de Investigación, Ubaldo Córdova Figueroa. A mi juicio y sin duda alguna, la persona idónea para esa posición es la vicepresidenta de Filantropía de la UPR, Arquitecta Wilma Santiago Gabrielini. Vamos a ver si esta vez se hacen las cosas bien y se elige a Wilma como presidenta interina.

Continue Reading

Copyright © 2020 Ojo al Medio. LLC.